luis rubiales
Área jurídica

Enríquez Negreira amenazó a la RFEF tras ser despedido

Enríquez Negreira también amenazó a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). Luis Rubiales apostó por renovar el Comité Técnico de Árbitros y Negreira, que ejercía de vicepresidente, solicitó crear un nuevo organismo de ex colegiados presidido por él mismo. La RFEF se negó en rotundo y, según ha desvelado el diario El Mundo, Enríquez Negreira realizó amenazas verbales —como en el caso de Bartomeu— y reclamó una indemnización millonaria.

Negreira siguió el mismo esquema que con el Barcelona. Emitió un burofax a la RFEF en el que argumentaba que su labor debía ser reconocida a efectos laborales durante 24 años. Finalmente, el exvicepresidente del CTA no llegó a ir a los tribunales. Su plan era trabajar con Velasco Carballo y crear la citada asociación de antiguos colegiados. Este hecho, aunado a las imágenes emitidas por Jugones —LaSexta—, en las que se ve al hijo de Negreira acompañando a los árbitros al Camp Nou pone aún más el foco sobre el Barcelona.

En los últimos días, precisamente, se ha publicado la amenaza que Negreira vertió sobre Bartomeu: «Todo aquello que conozco y puedo acreditar y que contextualiza perfectamente el escenario en el que me he movido y relacionado con usted y con los anteriores presidentes. Si no hay acuerdo, saldrán todas las irregularidades. Mi sorpresa ha sido mayúscula. Después de todo este tiempo juntos, me lo tomo como un insulto personal absolutamente injustificado. Tengo la firme intención de cursar denuncia ante los juzgados, lo que seguro que acarreará consecuencias negativas. Hasta ahora no he iniciado esas actuaciones para, justamente, evitar graves consecuencias, albergando la esperanza de llegar a un debido entendimiento con mi pretensión. No creo que otro escándalo favorezca al club».

De momento, el conjunto azulgrana pide al socio “estar tranquilo”. “daremos toda la máxima transparencia porque, a través del departamento de Compliance, el club se ha puesto en manos de abogados para que se investigue. El socio tendrá la transparencia que el club necesita para salvar su honorabilidad porque hay demasiado ruido y no conviene a nadie», señaló Rafa Yuste, vicepresidente del Barcelona.

Ir al contenido