Djokovic
Tenis

La razón por la que Djokovic tiene tantos detractores

No es ningún secreto que Novak Djokovic es uno de los mejores tenistas de la historia. El serbio va camino de superar a Rafa Nadal y convertirse en el jugador con más Grand Slams de todos los tiempos. Pese a ello, ‘Nole’ no es bien recibido entre los aficionados. Su actitud en la pista (y fuera de ella), además de algunas polémicas en las que se ha visto envuelto, pueden afectar. Aunque, sin duda, su nivel tirano es la causa principal.

🙄  Echar a su staff, la última polémica

Djokovic llega a este 2023 pisando el acelerador. Después de un tiempo alejado de los títulos, el serbio ha vuelto a alcanzar un nivel que asusta. Cerró el 2022 con su sexta Copa de Maestros y amenaza con tener un año sublime. En Adelaida, hace solo una semana, conquistó el título sin despeinarse. Sin embargo, a la par que su nivel, su carácter ha vuelto a rebrotar. Jugándose la final contra Sebastian Korda, ‘Nole’ perdió el primer set y con un nítido «fuori» («fuera» en italiano), invitó a su hermano y resto del staff a abandonar el palco.

Esta es una más de las muchas muestras de su fuerte personalidad. Esa actitud no ha ayudado a Djokovic a atraer aficionados. El dilema con las vacunas del covid-19, tras su negativa a ponérselas, lo que además le retuvo en Australia, tampoco han sumado. Es forma de ser y no va a cambiar.

🎾   Un tenis dominador

La actitud y las polémicas ayudan a que Novak tenga algunos detractores, claro. No obstante, la verdadera razón del hate que genera se esconde en su tenis. Djokovic es uno de los mejores de la historia y le ha tocado ejercer el papel de villano en la época de Rafa Nadal y Roger Federer. El suizo siempre ha sido el más querido. Nadal, la imagen del esfuerzo. Y el balcánico, el enemigo de ambos.

Su estilo tenístico tampoco favorece. Es de esos que, de buenos, dan hasta rabia. ‘Nole’ ha alcanzado la perfección en muchas etapas de su trayectoria y domina el H2H frente a sus dos grandes rivales. Un servicio infalible en los momentos claves, un resto que marca diferencias y un juego sobresaliente. La posibilidad de que pueda ser el mejor de todos los tiempos ha frustrado a muchos aficionados al tenis.

Ir al contenido