uruguay
Mundial Catar 2022

Uruguay se atasca ante Corea del Sur

El cuarto empate sin goles del Mundial se dio en un partido igualado, donde se impusieron las defensas y no hubo excesivas ocasiones. Las más claras, eso sí, llegaron por parte del conjunto charrúa, con sendos postes de Diego Godín, en un remate de cabeza marca de la casa, o de un Fede Valverde que llegó más entero que nadie al tramo final y estuvo a punto de ganarlo con otro zapatazo, muy suyo, que se estrelló en la madera. No obstante, el futbolista del Real Madrid, ya líder de Uruguay, tuvo poco peso a lo largo de los 90 minutos.

🇺🇾 Diego Alonso no potenció a sus grandes individualidades

Con los veteranos muy lejos ya de su mejor nivel, Uruguay llegaba a esta Copa del Mundo con la única certeza competitiva de su centro del campo. Y el debut de estos en Catar no fue lo esperado. Sorprendió, para mal, la pizarra del seleccionador (4-1-4-1). Bentancur fue mediocentro, en ocasiones entre centrales, cuando vive un momento estelar de la mano del Tottenham como interior o centrocampista de mucho recorrido y llegada. Vecino, que jugó de interior, dejó alguna buena conducción aislada.


Luis Suárez, que se encuentra sin equipo, volvió a ser intrascendente, incapaz de intimidar lejos del área con sus limitaciones físicas. Uruguay tampoco le acercó a la única zona donde puede seguir siendo realmente decisivo.


De Arrascaeta, por su parte, que también venía con la flechita para arriba con el Flamengo campeón de Copa Libertadores, no tuvo ni un minuto. Algo extrañísimo por los problemas endémicos con los que viene Uruguay a la hora de proponer. Si al exceso de previsibilidad, lentitud en sus posesiones y escaso desborde en uno contra uno, le sumamos la ausencia del mediapunta más clarividente entre líneas, queda una ecuación donde solo pudieron amenazar con jugadas concretas, como el balón parado o la transición rápida.


Ronald Araújo, aún en proceso de recuperación, no entró en la convocatoria. No se le espera, mínimo, hasta la tercera jornada.


Darwin Núñez fue uno de los que sí incomodó por momentos, aunque al partir desde la banda izquierda, perdió parte de la mordiente que venía mostrando en Liverpool, más cerca del pico del área. En la derecha, pasó de puntillas por el partido Facundo Pellistri (ex Alavés), una pieza que irradia gran confianza para el seleccionador, dado que, a nivel de clubes, no ha tenido un solo minuto esta temporada de la mano del Manchester United.

🇰🇷 Competitiva Corea del Sur

El cuadro surcoreano no dejó un partido vistoso, como había sido frecuente ante rivales asiáticos, pero sí supo plantear un contexto que empequeñeciese a un rival con individualidades superiores. Sin llegar a hundirse, acumuló un bloque compacto, que se protegió bien por dentro y que juntaba muchos efectivos por detrás de los portadores del balón uruguayos. Un 4-4-2 más pensado en robar y salir con determinación, que de asentarse en campo contrario para fluir desde el aspecto asociativo, que es uno de sus fuertes.


La curiosidad del día nos la regaló Paulo Bento, tras alinear un once donde el portero y los cuatro zagueros surcoreanos, se apellidaban Kim.


Sus centrales, Kim Min-jae y Kim Young-Guon, generaron ventajas con balón, especialmente mediante envíos diagonales en largo. También Hwang In-Beom y Jung Woo-Young, doble pivote atinado en labores de distribución. El primero más atrevido en conducción y, el segundo, siempre riguroso desde el pase y la medición de riesgos, además de ser un seguro de vida en defensa. Se nota que es el mediocentro del Al-Saad desde los tiempos de Xavi.

Donde fluyó poco fue en tres cuartos de campo, partiendo Heung-min Son desde la izquierda, con licencias para aparecer por dentro. Aunque Corea del Sur no estuvo incómoda en el encuentro, le faltó capacidad para generar ocasiones. De hecho, no llegó a disparar entre palos y en el segundo periodo, a pesar del ingreso de Kang-in Lee para mejorar ataques, dejó la sensación de vivir muy lejos del gol, excepto en unos divertidos minutos finales donde el partido por fin se rompió.

Ir al contenido