Real Madrid

¿Es Kai Havertz el fichaje que necesita el Real Madrid?

Kai Havertz es uno de esos jugadores que ganan a medida que se observan. Su fútbol es un torbellino de una estética incuestionable reforzada por una planta que lo hace perfecto para esto. Salvando las distancias, es de esos futbolistas como Zidane e Ibrahimovic. Su cuerpo está diseñado para el choque, pero su mente es la de un virtuoso. Va a contracorriente, siendo difícil definirle. Es muchas cosas y al mismo tiempo ninguna, por lo que la única forma de descifrarle es viéndole. Y, como ha pasado en el Chelsea, ni haciéndolo de forma continuada han conseguido sacarle todo su jugo. Por ello, cuando el nombre de Havertz ha salido para remodelar la delantera del Real Madrid, ha causado estupor. ¿Cómo un tipo difícilmente definible puede llegar para responder a la ausencia de goles y juego que deja Benzema? Quizás, debajo de tanta indeterminación, está la clave de algo más grande.

🎯  Havertz, delantero y no goleador

Evidentemente, el talentoso jugador alemán no tiene el nivel como para llenar el vacío goleador en el Real Madrid. Ha marcado 9 goles esta temporada en el Chelsea, muy lejos de los 31 goles que metió Benzema en una campaña floja. La cosa es que ir al mercado para comprar un delantero de esas características no es sencillo. Costaría una millonada que solo están dispuestos a entregar por jugadores como Haaland o Mbappé. Pese a que en este mercado madridista todo está en el aire (suenan Kane y Osimhen para ser el ‘9’ goleador), la única certeza es que necesitan delanteros. Y Havertz, aunque no sea el que mejores números tiene, sí es uno de los mejores atacantes de la lista.

El alemán empezó su carrera en el Bayer Leverkusen jugando entre el interior derecho y la mediapunta. Fichó por el Chelsea para jugar ahí, con una referencia siempre por delante. No sería por mucho, pues la llegada de Tuchel hizo que se reestructurase todo. Timo Werner funcionaba mejor con un atacante al lado, pudiendo entrar desde la banda. Aprovechándose de la planta de Havertz, el ex del Bayer sería el teórico delantero centro. Con movilidad, por supuesto, pero partiría desde la punta de ataque. Esos meses con el alemán al frente terminaron con una Champions League y redescubrieron el rol de su talentoso compatriota. Sin ser un goleador, dejó varias exhibiciones en Europa y canalizó el ataque de su equipo. Suyo fue el gol en la final ante el Manchester City.

Kai Havertz fue vital en la Champions del Chelsea en 2021.

Kai Havertz fue vital en la Champions del Chelsea conquistada en 2021.

Luego llegó Lukaku, desplazándole y alejándole de la que se había convertido en su función favorita. Con idas y venidas, desde Leverkusen no ha tenido realmente un esquema que le favorezca de manera continuada. Así, por mucho talento que tenga, es difícil verle brillar. Este año, en un Chelsea que no tenía demasiado claro hacia donde ir, ha sido el único que ha mantenido mínimamente el rendimiento. Especialmente se ha visto en Europa, donde ha dejado sus momentos más memorables como jugador blue. Lo mejor viene por ahí, pues su potencial indica que lo mejor está por venir.

🔐  La llave de la explosión de Rodrygo

Havertz, dentro de esas enormes peculiaridades que tiene, puede encajar en el ataque del Real Madrid. Es más, es el jugador que puede desatar el potencial de Rodrygo Goes. Su fútbol no es de números, sino de los famosos intangibles. Así como Benzema en sus años con peores registros goleadores, podría funcionar como enlace entre el centro del campo y la delantera. Sería otra vía a explotar para el ataque del Real Madrid, pudiendo generar espacio con sus movimientos en su línea para el resto. Ahí, el extremo brasileño tendrá una ocasión perfecta para atacar el centro de la defensa rival, pudiendo cortar con más frecuencia.

Con Benzema, si bien destacaba su movilidad, era más sencillo ver al francés cayendo por la izquierda. Havertz, por su formación, está acostumbrado a aparecer por todo el ancho de la ofensiva del Real Madrid. Siendo Vinícius más autosuficiente que Rodrygo a la hora de generarse sus propias ocasiones, puede nacer una asociación muy potente con el brasileño. Y es que, con el atacante brasileño a punto de que sus cifras goleadoras revienten, no podría ser mejor noticia tener a un atacante que trabajase para él. La indeterminación goleadora de Havertz puede dejar dudas para la parroquia madridista, pero su juego es lo que puede hacer que los tantos caigan en las casillas de sus compañeros. No es la primera vez que se escucha esta historia en Chamartín.

🧱 La primera piedra de un ataque remodelado

Solo van a quedar dos delanteros en el Real Madrid. Por ello, el fichaje de Havertz sería el principio de algo más grande. Dicha zona del campo llevaba tiempo pidiendo a gritos algo así, y para ello se necesitan perfiles muy diferentes. El alemán, aunque sus números no parezcan ir de la mano, entra en ese molde. Es un jugador único, difícilmente definible y distinto a lo que tiene el equipo de cara a la siguiente temporada. Si la pregunta a resolver por el madridismo es si marcará goles, la respuesta corta es que no serán todos los que se espera por un jugador por el que se pagará un cuantioso traspaso. En cambio, si la cuestión reside en si puede rendir y ser el aire fresco que necesita el ataque del Real Madrid, la contestación es un rotundo sí.

Rodrygo Goes parte como indiscutible en el ataque del Real Madrid en la próxima temporada.

Rodrygo Goes parte como indiscutible en el ataque del Real Madrid de cara a la próxima temporada.

Cierto es que tras Benzema, más con el final de la que puede ser la era más gloriosa del club, Kai Havertz puede saber a poco, pero el Real Madrid ha vivido en una profunda regeneración a marchas forzadas. Ganar es lo primordial aunque sea en periodo de entreguerras, y el alemán tiene el carácter necesario como para no arrugarse y dar rendimiento inmediato. Ya ha demostrado que ha nacido para las grandes noches, luciéndose en cada gran escenario que le ofreció el Chelsea. Y esto ha llegado sin ofrecerle un ecosistema como el que se podrá encontrar en el Santiago Bernabéu.

Sin decir que va a ir de Madrid al cielo, no se puede negar que el posible fichaje está mucho mejor tirado de lo que podrían indicar sus números. Es un futbolista raro y por definir; y esas incógnitas suponen los mayores atractivos de su talento. Quizás por ello Havertz encaje tanto en la que puede ser su nueva casa. En un lugar en el que la victoria es una obligación, mejor tener a tu lado a un hombre con mil caras.

Ir al contenido