Gastronomía

Tortilla de patatas: cómo hacerla para no engordar ni un gramo

Todos tenemos claras nuestras preferencias a la hora de consumir tortilla de patatas. Ya sea con cebolla, sin cebolla, bien cuajada, más crudita por dentro, con algún vegetal o queso… todas las versiones son bienvenidas.

La tortilla de patatas es uno de esos platos tan populares que cada uno tiene en mente su receta de confianza. Cada uno tiene en casa una elaboración que puede diferenciarse por pequeños detalles. Esta vez te mostramos cómo hacerla para que apenas engorde.

La tortilla, con más huevos y menos patatas

Sí, es posible hacer la tortilla de patatas más saludable y que así engorde menos. De todas formas, es importante recordar que ningún alimento o plato engorda o adelgaza por sí solo sino que siempre debemos tener en cuenta el conjunto total de toda nuestra dieta y alimentación.

Por ello debemos decir que sí podemos hacer este plato tan típico más o menos calórico y que además sea más o menos nutritivo. Como siempre, los ingredientes importan tanto como la forma de cocinado.

Tortilla saludable patatas

Para esta ocasión, y logrando porque nuestra tortilla tenga una idea más light pero igual de rica y sabrosa, podemos optar por aumentar la cantidad de huevos y rebajar las de patatas.

Las patatas, en poco aceite

Esto es que en lugar de cuatro patatas podemos poner tres. Y por otro lado, podemos poner siete huevos en lugar de seis. Las calorías de una yema adicional no son superiores a las de una patata. Todo con un cambio en el cocinado: las patatas, en poco aceite.

Les añadiremos sal, con mesura, no más de dos gramos, y los batiremos suavemente durante unos 20 segundos, sin que quede la mezcla demasiado hecha, para que no pierda agua después y la tortilla quede seca.

Haciéndolo de este modo, es decir, si freímos las patatas en poco aceite y tapadas, en realidad no sería una fritura en sí, sino una cocción con algo de aceite para que queden más sabrosas. Eso es lo que hará que sea un plato light y más saludable, pero igual de rico.

Después con la tortilla ya hecha podemos hacer exactamente igual: hacerla en una sartén con el mínimo de aceite y tapada para que se vaya haciendo poco a poco. Otra opción es cocer directamente las patatas o incluso hacerlas al horno. Los trucos para hacerla más saludable son infinitos.

Ir al contenido