Bundesliga
Fútbol internacional

Guía de la Bundesliga 2023/2024: ¿vuelta a la vieja normalidad?

La Bundesliga 2023/2024 echará a andar con la sospecha de que el Bayern mortal que vimos la pasada campaña quedará como algo anecdótico. Lo que se prevé igualado, cuándo no, es la lucha por entrar en Europa y sobrevivir a la quema del descenso. Todo ello, con nuevos fichajes que desatan el hype del aficionado teutón, entre los que destaca sobremanera el nombre de Harry Kane.

🏆 ¿Quién ganará la Bundesliga?

El Bayern, no contento con haber convertido la carrera por el título en un monopolio sin precedentes en la historia del fútbol alemán (nunca nadie había ganado 11 consecutivas), parece haber salido reforzado de este verano. No solo por el mercado que ha completado el gigante de Baviera, con llegadas mediáticas como las de Harry Kane (100 millones de euros) o Kim Min-jae (50), sino también por cómo se han debilitado sus principales competidores. O por como los ha debilitado él, mejor dicho, tras las incorporaciones libres de Konrad Laimer (Leipzig) y Raphaël Guerreiro, el sexto traidor. En el Allianz Arena pierden a Lucas Hernández, Sadio Mané, o los llegados en invierno Cancelo, Blind y Sommer. Con tiempo para trabajar, Tuchel debería engrasar la maquinaria del más que favorito a levantar su enésima ensaladera. Por mucho que venga de caer con estrépito (0-3) en la Supercopa frente al equipo de Red Bull.

El Bayern y su 11ª Bundesliga, ante una oportunidad histórica

La gran duda con el Leipzig reside, un año más, en saber si está preparado para competir a 34 jornadas al ritmo necesario para ganar la Bundesliga. En competiciones cortas ya sabemos cómo se las gasta, viene de ganar las dos últimas finales de la Pokal, sin ir más lejos. Equipo muy peligroso por el ritmo que imprime y lo mucho que intimida en transición. La regularidad es su gran reto, junto a la necesaria reconstrucción tras un verano en el que, además de a Laimer, han perdido a Christopher Nkunku (Chelsea), Joško Gvardiol (Manchester City) o Dominik Szoboszlai (Liverpool), por los que han ingresado más de 200 millones de euros. También han salido Angeliño, Sørloth, Halstenberg o Josep Martínez, bajas de menor enjundia. A cambio, Loïs Openda, Seiwald y Xavi Simons prometen mantener un once competitivo, junto a complementos de lujo como Baumgartner, Šeško o Castello Lukeba. En total son 150 millones de inversión. Verano movidito en Sajonia.

RB Leipzig: así es el modelo deportivo y económico tras el éxito

El Borussia Dortmund, más allá de Guerreiro, perdió a Jude Bellingham, por 103 millones de euros. Y a Dahoud, rumbo al Brighton, para dejar huérfana la sala de máquinas. Félix Nmecha, fichado por 30 millones desde el Wolfsburgo; Marcel Sabitzer, por 19 desde el Bayern (cesión mediante al Manchester United) y Rami Bensebaini (libre), completan la nómina de futbolistas llamados a relevar a tales pesos pesados. No será tarea fácil. El Borussia Dortmund parece haberse debilitado, por si no tuviera ya bastante con el trauma de haber perdido la oportunidad de levantar la última Bundesliga con el privilegio de depender de sí mismos en la Jornada 34. No hay más que ver el aspecto físico de Marco Reus; quien, por cierto, sigue en el club, pero ya no como capitán.

¿Quién será el próximo Bellingham del Borussia Dortmund?

💰 Los fichajes de la temporada en Alemania

Fuera del presumible top 3, los equipos no han realizado demasiados fichajes de jugadores mediáticos. Aunque sí hay alguno que otro carismático, como los del Union Berlin, que incorpora a Robin Gosens, Brenden Aaronson, Lucas Tousart, Alexander Schwolow o Datro Fofana. Refuerzos impensables hace apenas un par de años, su primera clasificación a Champions ha marcado un antes y un después. El Friburgo, que se quedó a las puertas, incorpora a Junior Adamu y Florian Müller, dentro de las duras salidas de Kevin Schade y Mark Flekken al Brentford, y de Woo-yeong Jeong, al Stuttgart.

El Union Berlin de Urs Fisher y Sheraldo Becker rompe la banca

Otro de los que más están agitando el mercado es el Bayer Leverkusen de Xabi Alonso, que se ha hecho con los servicios de Victor Boniface (20 millones), Granit Xhaka (15), Jonas Hofmann (10), Arthur Augusto (7), Matej Kovar (5) o Alejandro Grimaldo (libre). A falta de ver si les alcanzará para seguirle el ritmo al Bayern, parecen el equipo más reforzado junto a los muniqueses. Con la baja irremplazable de Moussa Diaby (Aston Villa), eso sí, que ha dejado 55 millones en las arcas del club. Dolorosa también la marcha de Demirbay al Galatasaray.

Weghorst Hoffenheim Bundesliga

El Hoffenheim, tras vender a Stefan Posch, Munas Dabbur, Sebastian Rudy y el propio Baumgartner, ha completado un mercado low cost interesante: Attila Szalai (12 millones), Wout Weghorst (cedido), Florian Grillitsch (regresa libre), Marius Bülter (3) y Julian Justvan (1,5).

El Eintracht Frankfurt también se ha movido bastante: llegan Hugo Larsson, Willian Pacho, Philipp Max, Jessic Ngankam, ejecutan la opción de compra por Dina Ebimbe y Ansgar Knauff, firman libres a Marmoush y Skhiri, y traen cedido a Robin Koch. Por cantidad y calidad, dentro de sus posibilidades, mercado optimista por mucho que se marchen Almamy Touré, Evan Ndika y Kamada libres, además de Djibril Sow rumbo al Sevilla por 10 millones de euros. La continuidad o no de Randal Kolo Muani modificará su techo. Sin el propio Marmoush ya en plantilla, y sin Van de Ven (Tottenham) ni Felix Nmecha, el Wolfsburgo, también llamado a pelear por entrar en Europa, ha invertido 80 millones de euros: Lovro Majer (30), Joakim Maehle (12), Vaclav Cerny (8), Moritz Jenz (8), Tiago Tomás (8), Rogério (5,5) y Cédric Zesiger (5). Balance equilibrado, porque hicieron una caja de más de 70 kilos.

Fuera de los clubes del pasado top 7, destaca el desembarco de Tomas Cvancara, Franck Honorat, Julian Weigl o Maximilian Wöber a un Borussia Mönchengladbach que ha gastado más de 30 millones de euros. Aproximadamente, lo ingresado por Hofmann y Jordan Beyer (Burnley). Eso, sin contar que Marcus Thuram y Lars Stindl, el capitán, se han marchado libres. Mergim Berisha y Sven Michel (Union Berlin) llegan al Augsburgo, en una reinversión de los 11 que sumaron por la marcha de Ricardo Pepi al PSV Eindhoven. Por su parte, el Stuttgart presume de Serhou Guirassy (9 millones), el tercer fichaje más caro de su historia; mientras que el Mainz es uno de los debilitados, por perder definitivamente a Ingvartsen y Fulgini, sin refuerzos de renombre a cambio.

Mainz, viaje a la cuna de entrenadores en Alemania

🙄 Los que miran hacia arriba…

Los resultados de la pasada campaña fueron sorprendentes. Partiendo de esa base, hay varios candidatos a mejorar sus prestaciones. Es el caso del Wolfsburgo de Niko Kovač, uno de los que deberían tener como objetivo regresar a Europa. No es descartable tampoco que se sumen a la pelea el Borussia Mönchengladbach al que dirigirá próximamente Gerardo Soeane y el Hoffenheim de Pellegrino Matarazzo.

Una lucha en la que, todo parece indicar, que repetirán Eintracht Frankfurt, Friburgo y Union Berlin. El Bayer Leverkusen, visto cómo se ha dado el mercado, debería ser quien acompañase a Borussia Dortmund, Leipzig y Bayern en Champions. Al menos, por plantilla.

😒 … y los que miran hacia abajo

Uno de los claros candidatos a equipo decepción es el Mainz, salvo que cambie mucho el mercado. Bo Svensson tendrá que obrar casi un milagro (otro más) para que los de Maguncia estén en la anterior lista de equipos en lugar de en esta, la de los llamados a descender. En Colonia hay vibras similares, sin ser los de Steffen Baumgart favoritos a perder la categoría. ¿Quiénes son los que más peligran? Principalmente, Bochum y los recién ascendidos Heidenheim y Darmstadt.

El reloj del Hamburgo se vuelve a quedar sin pila

Todo ello, sin descartar que Stuttgart, Augsburgo y Werder Bremen vuelvan a complicarse la vida un año más, tal y como ha sucedido a lo largo del último lustro. Los primeros, incluso, llegaron a jugar esta pasada temporada el playoff de permanencia, en el que dejaron al Hamburgo con la miel en los labios, cuando todo parecía de cara para que ‘El Dinosaurio’ regresase a la máxima categoría del fútbol alemán. Los de Bremen tendrán que confiar en que los goles de Marvin Ducksch y Niklas Fülkrug (máximo goleador de la pasada edición junto a Nkunku), sean suficientes como para sellar el objetivo.

📋 La predicción de la Bundesliga

Ir al contenido